Posts Tagged ‘Estado de méxico’

Pronunciamiento a seis años de las agresiones contra la Otra Campaña en San Salvador Atenco

5 mayo, 2012

Hace seis años la Otra Campaña fue brutalmente agredida en San Salvador Atenco. Nuestros compañeros y compañeras fueron injustamente a prisión; compañeras nuestras fueron agredidas, torturadas sexualmente; los cuerpos de muchos compañeros fueron ultrajados con golpes, patadas y odio que solo puede surgir de esas policías auspiciadas por los de arriba. Ese 3 y 4 de mayo es un crimen que no olvidamos.

No olvidamos la complicidad del gobierno local del PRD de Texcoco, con el estatal del PRI y con el federal del PAN, felizmente articulados en este crimen. No es de extrañarse que así sea, pues pertenecen al mismo sistema, viven de ese sistema y, si lo ven amenazado, olvidan sus diferencias y se articulan, pues en el fondo son lo mismo.

Pero tampoco olvidamos aquel 5 de mayo de 2006. San Salvador Atenco se mantenía ocupado por la Policía Federal Preventiva. Así, miles de integrantes de la Otra Campaña, incluido el delegado Zero de la Comisión Sexta del EZLN, el Subcomandante Insurgente Marcos, marchamos de la Universidad Autónoma de Chapingo rumbo a Atenco. La policía abandonó el poblado y la rebeldía nuevamente recorrió las calles. Los medios comerciales presentaban cómo héroes a la policía federal y estatal. El gobierno estatal, encabezado por Enrique Peña Nieto y el federal, encabezado por Vicente Fox, se sentían orgullosos de su crimen, mientras López Obrador guardaba un silencio cómplice, o quizá compartía la postura del PRD, que en su desplegado del 4 de mayo del 2006 apoyaban las acciones de Peña Nieto. Muy bien, expresó el Subcomandante Marcos aquel 5 de mayo en San Salvador Atenco:

«… “Qué héroes”, “qué estado de derecho”, ¡qué mierda! y todavía lo están pavoneando por todas partes, ¿cuál es el privilegio?, ¿cuál es el honor que tiene el gobierno de matar a un niño?, ¿cuál es el honor de golpear y violar mujeres?, ¿cuál es el honor de tener presos ancianos golpeados?, ¿qué honor tiene ese estado de derecho?, ¿dónde está el estado derecho a la hora que el gobernador Marín lo compra con dos botellas de coñac, a la hora que la señora Sahagún le compra un pedazo de país a sus hijos, a la hora que toda esa bola de ladrones que están allá arriba, roban y son exhibidos en grabaciones y videos y nos quieren decir acá abajo que “el estado de derecho”, que “no a la violencia”, la violencia la vino aquí a traer el gobierno no la gente.» SCI Marcos

Es fundamentalmente ese 5 de mayo digno que también recordamos. Día en que la organización se mueve y construye las estructuras que desde abajo y a la izquierda, no permitieron que la represión destruyera la organización que los pueblos habían construido: el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y que además le permitió recuperar la plaza y asi, que salieran los compañeros que estaban siendo perseguidos. Y liberó a los presos y presas de aquel 3 y 4 de mayo. Con esto no queda más qué decir:

¡Viva la Otra Campaña!

¡Viva la organización de abajo y a la izquierda!

¡Viva el EZLN!

Contra el despojo y la represión…

la Solidaridad.

Fuente: Red Contra la Represión y por la Solidaridad (RvsR)

Valle de Chalco: el rostro del abandono, la miseria y la injusticia

15 febrero, 2010

Jueves 11 de febrero de 2010, por Franko

Hace 10 años, la señora Hipólita vio cómo se inundaba su casa la madrugada del 1 de junio. Aquella vez, en su afán por rescatar las cosas de valor que se encontraban bajo las aguas negras del Canal de la Compañía, sus pies se infectaron y estuvo durante varias semanas en cama. No podía trabajar, había perdido muchas de sus pertenencias, y los gobiernos federal y estatal le dieron menos de 10 mil pesos para cubrir los daños que ascendían a más de 100 mil pesos.

La madrugada del 5 de febrero, la casa de la señora Hipólita quedó nuevamente debajo de las sucias aguas del Canal de la Compañía, el cual se desbordó a causa de la falta de mantenimiento por parte del gobierno mexicano y del Estado de México. Las lluvias atípicas y el deshielo de los volcanes Popocatepetl e Iztatzihuatl, incrementaron el flujo de agua y fracturaron la débil estructura del canal.

Más de 2000 casas afectadas, cientos de damnificados, y al menos tres muertes, fueron el saldo de la irresponsabilidad de las autoridades que en 10 años no han logrado resolver una demanda de los habitantes de Chalco y Valle de Chalco, en el Estado de México. En el año 2007, el gobernador de la entidad dijo que se habían detectado dos fisuras en la estructura del canal y que serían reparadas para evitar situaciones como la del año 2000.

No obstante, Enrique Peña Nieto ha dedicado estos últimos años de su mandato en su pre campaña presidencial, ocupando portadas de revistas, pagando medios nacionales y extranjeros para que cubran sus giras por el país y en otras partes del mundo, y ha olvidado por completo los compromisos que firmó ante un notario público antes de acceder a la gubernatura del estado. Por su parte, el gobierno federal se ha empecinado en continuar con una guerra contra el narcotráfico que ha desatado la peor ola de violencia en el país, arrojando a miles de muertos (muchos de ellos, sin ningún nexo con el narcotráfico), y no ha detenido el tráfico ni el consumo de los narcóticos. De igual manera, Felipe Calderón ha olvidado las promesas que hizo en el 2006, cuando accedió a la presidencia en una cuestionada elección.

La señora Hipólita dice que existen rumores de que les ofrecerán 10 mil pesos para cubrir los daños ocasionados por la negligencia del gobierno estatal y el gobierno federal. Hace dos días, cuando Peña Nieto visitó la zona que se encuentra bajo las aguas del canal, intentó acercarse a preguntarle de qué forma pensaba ayudar a los damnificados. Miembros de la policía y del sistema nacional para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) del estado la detuvieron. Le dijeron que se les había ordenado evitar que los vecinos afectados se acercaran a cuestionar al gobernador.

Hipólita pasa las tardes junto con sus dos hijos, quienes no han podido asistir a la escuela. Aguarda que el agua se aleje de su casa para poder ingresar a verificar los daños. No piensa entrar a las aguas negras de nuevo, pues una nueva infección la alejaría más tiempo de su trabajo y dejaría a sus hijos sin comida, además de que ella sufre de diabetes y dicha infección podría agudizar su enfermedad. Sólo espera, junto con cientos de personas, y vigila a la distancia su hogar.

Sabe que la ayuda no llegará como debiese. Tiene coraje, y sus ojos reflejan el dolor que le causa relatar lo que sufrió para recuperarse después de diez años de aquella madrugada de junio en que vio por primera vez su casa inundada. Ahora, lo ha perdido casi todo y sólo está segura de que aquello que el gobierno federal y el gobierno estatal llaman “ayuda” es una burla. Está indignada, y su frustración se disimula debajo de un cubre bocas. No es la única. Muchos vecinos comienzan a hablar y a reflexionar sobre las opciones y posibilidades que pueden tener en caso de avanzar juntos, sin la “ayuda” del gobierno estatal o federal. Sólo el tiempo nos dirá qué sucederá.

http://mexico.indymedia.org/?article1291